Declarado en 1971, por el Gobierno de la Provincia de San Juan por su destacado y reconocido valor paleontológico y paisajístico. Las primeras expediciones permitieron conocer un capítulo en la historia de la vida de nuestro planeta en forma completa, como lo fue el Período Triásico.

 

William Sill, destacado paleontólogo e investigador, fue artífice de una gran labor de promoción y difusión de Ischigualasto, permitiendo que se lo conociera no solamente por sus hallazgos de fósiles de dinosaurios sino también por sus impactantes paisajes. En Noviembre del año 2000, es declarado “PATRIMONIO NATURAL DE LA HUMANIDAD”, por la UNESCO.

 

El circuito turístico recorre cinco estaciones. Cada estación se diferencia entre si por sus geoformas y el contraste de sus colores. Cada una de ellas encierra un paisaje tan particular como atrapante, que puede ser apreciado en un recorrido de aproximadamente tres horas a través de un trazado de 40 km.